La puja entre la mesa de la B Nacional, la AFA y la Súperliga por la forma de disputa en constante y se conoció como serían sus próxima temporadas.

Es conocido que, hace un tiempo, los clubes bonaerenses que militan en la B Nacional planean efectivizar la idea de dividir a la categoría en dos Zonas, Interior y Bonaerense.

Para muchos es descabellada pero para otros está vista con buenos ojos porqué, de concretarse, serían varios los ascensos desde la 1° B Metropolitana y Federal A llevando a la divisional a sumar 37 equipos.

Sin embargo y más allá de que AFA sea la responsable de la B Nacional, la Súperliga, empresa que administra la 1° División, es la que define el futuro económico del fútbol argentino.

Súperliga no acepta la idea de las Zonas pero la mantendría por una sola temporada para que, en el 2022/2023 la segunda división cuente con 22 equipos participantes.

La temporada actual de la B Nacional va a arrancar con 25 equipos y con 2 ascensos a la Súperliga. Hasta el momento, sin descensos pero también está la propuesta de que 2 equipos pierdan la categoría.

La edición 2019/2020 es la que se dividiría en Zonas (Interior y Bonaerense) con 37 equipos (5 desde la 1°B Metropolitana, 5 desde el Federal A y 2 descendidos de Súperliga) que pelearán por 2 ascensos y 6 descensos.

En el 2020/2021 arrancaría con 35 equipos (uno desde 1°B Metropolitana, uno desde el Federal A y dos descendidos de Súperliga). Se entregarán 2 ascensos y se penará nuevamente con 6 descensos.

La edición 2021/2022 contará con 31 equipos (uno desde 1°B Metropolitana, uno desde Federal A y dos descendidos de Súperliga). Volverá a entregar 2 ascensos pero penará con la módica suma de 9 descensos.

Con este proceso, la B Nacional del 2022/2023 tendría 22 equipos, el deseo de la Súperliga. Además, será en esta temporada cuando AFA pueda renegociar los derechos televisivos de la divisional.

Un insólito proyecto que a la larga, siempre, perjudica a los clubes.


Nota: Redacción