Virginia Rodriguez, Licenciada en Nutrición Deportiva, nos brindó algunos detalles sobre como debemos alimentarnos ante una práctica deportiva.

Uno de los grandes beneficios para una buena salud es realizar una actividad física porque ayuda a despejar tu mente y estar de mejor ánimo. Esto debe acompañarse siempre de una buena alimentación que te brinde los nutrientes necesarios a la hora de ponerte en movimiento.

Para poder obtener un mejor rendimiento y maximizar los resultados, es necesario saber qué es lo que debes comer según el tipo de ejercicio y el horario en que lo practiques.

El desayuno es uno de los más importantes y más si practicas deportes por la mañana. Debe ser completo y realizarlo por lo menos dos horas antes de la actividad para evitar sentir pesadez o tener problemas de digestión. Esto nos ayuda a aprovechar la energía que aportan los alimentos.

Es aconsejable que este tipo de desayuno incluya algún lácteo o lácteo vegetal (almendra, soja, coco, castañas), infusiones como café o té, una fruta o un puñado de frutas y alimentos ricos en carbohidratos o proteínas, según el tipo de ejercicio que vayas a realizar.

Debemos siempre evitar productos de pastelería como medialunas, magdalenas o bizcochuelos ya que tienen demasiada azúcar de absorción rápida que no aporta ningún beneficio.

Si no contás con tiempo suficiente para levantarte tan temprano para desayunar, podes optar por un batido de leche, avena y una fruta o un yogur con cereales como así también un jugo sin azúcar con una tostada de pan integral.

En todos los casos, es sumamente importante mantenerse hidratado/a antes, durante y después de hacer deporte y evitar ingerir gaseosas, ya sean con azúcar o light.

Dependiendo de tu horario de entrenamiento, va a ser tu objetivo de alimentación. Siempre consulta a un Licenciado en Nutrición Matriculado, estudió en el tema.


Nota: Lic. en Nutrición Virginia Rodriguez – Consultorios Tempus – Gob. Alric 763, esq. Villa del Carmen