Horacio Saitúa, navegado por su hijo Martín, se adjudicó el Rally de Villa Larca y se consagró campeón de la Clase N4. Felipe Tomasevich, con Tristán Caro en la butaca derecha, logró el título en la Clase N2.

La octava fecha de la temporada 2019 del Campeonato Provincial de Rally se disputó el pasado fin de semana al pie de los Comechingones.

Fue la 5° edición del Rally de Villa Larca con triunfo y título en la Clase N4 para el binomio padre-hijo conformado por Horacio y Martín Saitúa, respectivamente, a bordo del Mitsubishi Lancer Evo X.

Los Saitúa habían heredado el liderazgo promediando las primeras pruebas especiales y no lo saltaron más para ser escoltados por los Clase A, Marcos Salvagno-Diego Moreno (VW Gol) y Mario Rasso-Federico Guevara (VW Gol Trend).

Patricio Artola-Lucas Leguizamón (VW Gol) arribaron en cuarto lugar y fueron los mejores de la Clase N6. Shaid Assat-Martín Castro (VW Gol) completaron los cinco mejores lugares de la General y se adjudicaron la fecha dentro de la categoría N7.

Mientras tanto, José Vidales-Maximiliano Romero (VW Gol Trend) lograron el triunfo en la Clase N2 y Gastón Ferreyra-Rogelio Adorno (VW Gol) hicieron lo propio en la N2 STD.

Cabe descatar que Felipe Tomasevich y Tristán Caro son los nuevos campeones de la Clase N2.

Resultados Oficiales AQUI.


Nota: Redacción   Fuente: APRyN   Foto: Gentileza Marcelo Lacerda