Será el próximo año cuando tomará la estructura del equipo Racing Point. Los accionistas de la marca británica aprobaron el pasado lunes la creación de un fondo de 536 millones de libras para este nuevo proyecto.

Aston Martin, que protagonizó un breve paso por la Fórmula 1 entre 1959 y 1960 y que actualmente colabora con Red Bull, volverá a contar con equipo propio a partir del año que viene cuando adquiera toda la estructura de Racing Point, incluida su base en Silverstone, Inglaterra. Según explicó la escuadra en un comunicado, los accionistas de Aston Martin aprobaron el último lunes la creación de un fondo de 536 millones de libras (606 millones de euros) para este nuevo proyecto.

De esa cantidad, 260 millones de libras (294 millones de euros) provienen de un grupo de inversión liderado por el empresario canadiense Lawrence Stroll, padre del piloto Lance Stroll que se convertirá en presidente ejecutivo del nuevo equipo Aston Martin.

«Invertir en este marca tan maravillosa de coches ha requerido mi atención y ha consumido mi energía durante varios noches. Me ha hecho estar varias noches sin dormir, pero al mismo tiempo ha sido uno de los acuerdos más emocionantes en los que me he involucrado», señaló Stroll.

«Una marca con el prestigio e historia de Aston Martin necesita competir al nivel más alto del motorsport. Creo que es lo más emocionante que ha pasado en la historia reciente de la F1 y es muy emocionante para todos los accionistas del deporte y sobre todo, para los aficionados. No puedo pensar en un nombre mejor para un equipo de Fórmula 1», agregó.


Fuente: Campeones