Un 2 de octubre de 1988, la selección masculina de voley lograba en los JJOO la medalla de Bronce al vencer por 3-2 a Brasil. Es la única presea olímpica conseguida por la disciplina hasta el momento.

Un 2 de octubre de 1982, en Buenos Aires, comenzaba a jugarse el Mundial de Voley, un certamen donde la Argentina conseguiría el tercer lugar.

Prácticamente ese mismo plantel, que venía de haber logrado el sexto puesto en los JJOO de 1984 en Los Ángeles, un día como hoy pero en 1988, haría historia pero en tierras asiáticas.

La Argentina integró el Grupo debutando ante Túnez con triunfo por 3-0 (15-5, 15-11 y 15-6) y luego vencería a Japón por 3-1 (15-11, 15-12, 1-15, 15-11). ​

El tercer partido fue contra Estados Unidos con quienes caerían por 2-3 (15-11, 15-11, 4-15, 15-17 y 7-15) y luego superarían a Holanda por un claro 3-0 (15-11, 15-7 y 15-8) para asegurarse un lugar en la lucha por medallas. El cierre del Grupo fue con derrota ante Francia por 0-3 (7-15, 5-15 y 5-15).

En la semifinal el equipo argentino nada pudo hacer ante la Unión Soviética. Fue 0-3 (11-15, 15-17 y 8-15) mientras que USA dejaba atrás a Brasil.

Así fue que, un día como hoy, Argentina y Brasil se enfrentaron por la medalla de Bronce.

El equipo argentino ganó con cierta holgura el primer set 15-10. En el segundo, los brasileños lograron la paridad por 15-12. En el tercer set, la Argentina volvió a imponer su superioridad ganando por una ventaja de 15-8, pero Brasil, una vez más emparejó el marcador al obtener el cuarto set 15-12.

En el set final la Argentina se mostró superior y pese a que los cariocas mostraron recuperación, lograría la victoria por 15-9.

El equipo argentino que obtuvo el mejor resultado de nuestro voley a nivel olímpico estuvo formado por Daniel Castellani, Daniel Colla, Hugo Conte, Juan Carlos Cuminetti, Alejandro Diz, Waldo Kantor, Eduardo Esteban Martínez,  Esteban de Palma, Raúl Quiroga, Jon Emili Uriarte, Carlos Weber y Claudio Zulianello bajo la conducción técnica de Luis Muchaga.


Nota: Redacción  Foto: El Gráfico