Eugenia Bustos, interventora de la Federación de Básquet de San Luis, indicó que las tres Escuelas Deportivas Argentinas de la provincia son un éxito.

EDA (Escuelas Deportivas Argentinas) es un proyecto entre CABB (Confederación Argentina de Básquet), la Secretaría de Deportes de la Nación y en San Luis por el Programa de Deportes y la FBPdSL haciendo, una principal atención, en la modalidad 3×3 Femenino para jugadoras entre 11 y 13 años de edad.

En la provincia existen tres EDA ubicadas en San Luis, Villa Mercedes y Buena Esperanza.

“Es un avance para la provincia, ya que es la primera vez que San Luis tiene escuelas destinadas a la rama femenina. Además es un gran acierto de esta gestión el impulso que se le da al femenino, no sólo con la masificación del deporte con políticas así, sino también en la visibilización desde la difusión”, explica Eugenia Bustos, actual interventora de la Federación puntana.

“Actualmente estamos dando a conocer las escuelas e inscribiendo a las nenas que quieran sumarse» agrega Bustos quién confirma la expansión de EDA en San Luis. «Ya trabajamos en un proyecto para replicar las escuelas en otras localidades del interior y para que aquellas chicas que vayan superando la edad sean incorporadas a los clubes y no se alejen del deporte”.

Maximiliano Loparco está al frente de la sede Villa Mercedes y dio su visión sobre esta iniciativa: “Este programa es excelente ya que abarca la categoría femenina que estaba casi olvidada en el básquet, al menos en los últimos años en mi ciudad. Sólo tenían acceso a practicar quien pudiera pagar una cuota o quien tuviera ‘virtudes’, por así decirlo”, comentó. También destacó el trabajo de Carlos Gómez, el Director Nacional de las EDA. “Como entrenador estoy más que agradecido por todas las capacitaciones que nos han brindado. Es increíble cómo la gente que está a cargo y las y los deportistas y autoridades ligados al deporte en general se prestan a ayudar para capacitarnos y hacernos mejorar”, explicó.

Jordan Dupo es quien lleva adelante la EDA de Buena Esperanza, primera localidad que pudo arrancar con clases presenciales ya que el estatus sanitario lo permitía. Ahora, tras la suspensión por el aumento de casos de Covid-19, busca continuar de forma virtual. Una de las chicas que asista en la ciudad, Sofía Sosa, de 13 años, también habló con Prensa San Luis para transmitir sus sensaciones. “La verdad fue muy buena la noticia la creación de la sede aquí porque, en la región, el básquet no es tan conocido. A mí me causo mucha felicidad y motivación, porque es mi deporte y significa mucho para mí”, dijo ella, quien va viendo cómo, de a poco, la escuela motiva a otra. “Se unió una amiga mía que, la verdad, avanzó mucho en muy poco tiempo y eso me puso feliz. Con mucha más motivación para seguir adelante con el básquet y crecer con el equipo femenino”, finalizó Sofía.


Fuente: CABB